Ya hay fecha para el estreno La película rodada en Sanlúcar, `Señor, dame paciencia´

Ya hay fecha para el estreno La película rodada en Sanlúcar, `Señor, dame paciencia´

La película `Señor dame paciencia´ dirigida por Álvaro Díaz Lorenzo, rodada en tierras sanluqueña ya tiene su tráiler

Esta comedia donde veremos a los actores Jordi Sánchez, Megan Montaner, David Guapo, Silvia Alonso, Salva Reina, Antonio Dechent, Eduardo Casanova, Paco Tous, Bore Buika, Rossy de Palma y Andrés Velencoso, entre otros, será estrena da en todos los cines españoles el 16 de Junio.

Con esta película Sanlúcar de Barrameda salta de nuevo a la gran pantalla, ya lo hizo en 1995 con el largometraje El palomo cojo dirigida y escrita por Jaime de Armiñán y protagonizada por María Barranco y Francisco Rabal, basada en el libro del mismo título, Eduardo Mendicutti.

En este caso las localizaciones sanluqueñas elegidas para esta comedia han sido Bajo de Guía, Las Piletas y la zona de la Plaza Cabildo entre otras.

La idea de rodar en Sanlúcar fue de Antonio Pérez, uno de los productores, algo que fue aceptado de inmediato por el director, que también es el autor del guión, y del otro productor, José Manuel Lorenzo.

Señor dame paciencia, trata de Cuando la mujer de Gregorio, un banquero muy conservador, muy del Madrid y muy gruñón, fallece repentinamente, éste se ve obligado a cumplir su última voluntad: pasar un fin de semana con sus hijos y sus parejas en Sanlúcar de Barrameda para esparcir sus cenizas en el Guadalquivir. Aquí es donde empiezan los problemas para Gregorio, ya que su hija Sandra está casada con Jordi, un catalán muy culé, que quiere llevar a su futuro nieto a un colegio bilingüe catalán-inglés en Barcelona, y al que el patriarca, por supuesto, no soporta. Su otra hija Alicia, está saliendo con Leo, un hippy anti-sistema al que Gregorio tampoco puede ni ver y Carlos, su hijo pequeño, con el que lleva seis meses sin hablarse desde que salió del armario, se presenta con su novio Eneko, un vasco de origen senegalés, un yerno que Gregorio jamás imaginó tener. Este viaje multicultural pondrá a prueba la tolerancia y la capacidad de perdonar de una familia tan disfuncional como cualquier otra, en el que tendrán que aprender a aceptarse los unos a los otros, con sus virtudes y defectos.